17 dic. 2008

Status quo





Un nuevo nombre que pide autorización para hablar contigo. Letras que disminuyen contingencias y conversaciones multimodales y multimediáticas moldean una expectativa por conocer en medio de la profunda soledad y el ansia de conocer y recorrer.

Cortes, jueces, muertes y cinismo que utilicé para cautivarte. Músicas posibles para el alma noctámbula y nuestras letras que con cada click sobresaltaron nuestros corazones mientras en la profecía del fin del mundo solo pensábamos si podríamos hacer tantas cosas con nuestro poder felino.

Un beso, la luna y mi camioneta roja fueron el escenario para ver el futuro. Relaciones de poder en las que ninguno podrá imponerse porque tenemos fuerzas imparables. Animo de dominio y latinismos efímeros que nos hacen ver intelectuales. No lo somos. No lo hemos sido a pesar de que nos lo hemos propuesto.

Poco tiempo tomó para explorar fluidamente tu carne en mis manos al mismo tiempo en que me ordenabas perder el control. Lo hice. Y lo hice porque siento y sentí que valías la pena. Escribí mi nombre en tu boca entre gemidos silenciosos y en tus ojos dibujé una súplica de más caricias. De tanto en tanto nos juntamos entre el vino tinto y el atardecer. Juntos descansamos la química de nuestros cuerpos desgastados para retozar de nuevo entre epístolas y armonías.

Ciento cuarenta espacios posibles en el universo que indican un pensamiento mutuo. Crisis que invaden con una fuerza titánica y nos llenan de pesadumbre profunda. Violencia desgarradora. Paz perpetua. Pactos rotos. Alas blancas. Derrotas provocadas.

Ahora solo esperamos renovar un sentimiento que por poco no logramos reparar. Nos libraremos de las ataduras de lo que pretendimos ser y encontraremos lo que verdaderamente somos. Espero no asustarte porque ahora solo esperamos poder volver a amarnos.

Soundtrack: Something about us - Daft Punk
Pic: "Cherry Blossoms" by dwinton Imagen cedida con una licencia Creative Commons BY-NC 2.0

7 dic. 2008

Desafinando


¿Te acuerdas cuando estábamos tocando en ese pueblo para el día de la madre? Qué cosa, nadie afinaba, ninguno caía en los tiempos. Las mamás diciendo ¡tan lindos los muchachos, el futuro de la música! Pero más chistoso era ver al ‘profe’ en su atril, más despelucado que nunca, haciéndonos muecas y los de la banda que de la risa nos desordenábamos más.

Bueno, al final ya nos dio pena y cómo que nos pusimos serios. Pero después de eso nadie iba a olvidarse de nosotros ni del toque. El ‘profe’ terminó tomándolo todo con tranquilidad y en cada presentación incluimos un “número de relajo”; Bien ensayado, cómo no.

Siempre que hay una celebración en el pueblo alguno dice “traigamos la banda del día de la madre” y todos se ríen y buscan otro candidato. Ahora nos llaman así. “La banda del día de la madre”.
--
Fotografía por Mauricio Duque Arrubla, Cucunnubá - Cundinamarca 2006

6 dic. 2008

Una Simple Masacre

A pesar que ya estaban advertidas, no pensaron que su muerte llegaría tan rápido...

Siempre pensaron que aquella conversación quedaría allí y que juntos podrían salir adelante.... Pero no fue así....

A medida que las letras seguían cada una fue muriendo...

La primera en morir fue la ilusión...siempre ha estado en la primera linea...así que era el blanco mas fácil....

Luego...cayó la esperanza...compañera fiel de la ilusión....que por ir a ayudarla....recibió su golpe mortal....

Siguieron la comprensión y la paciencia....dos virtudes muy fuertes....que a pesar de cada golpe siempre seguían en pie.....tenias varias cicratices...pero esta vez fue fatal....

Y allí estaba el Amor....seguía el camino de cada párrafo....miraba a sus compañeras....y pensaba en no rendirse....sabia que si ella seguía viva....sus compañeras podían levantarse....al terminar los párrafo....el Amor sentía que lo golpeaban cada vez mas fuerte....

Pero...tantos golpes terminaron por herirlo......pobrecito el Amor....esta tirado....herido de muerte...solo mira al Cielo....toma su Rosario con la mano derecha....solo le quedaba esperar morir...

Mira hacia a la izquierda.....y apareció un viejo conocido....compañero de varias ocasiones...alguien de quien ella no gustaba....pero era inevitable que llegara....llego el Dolor....esta vez....lo vio mas fuerte....y este le dijo:

"Vine a estar contigo el tiempo que te queda....no se realmente cuanto será.....pero aquí estaré hasta el final....para que veas que no soy tan malo....traje esta agua....que te refrescara y te ayudara mientras llega el momento"

Y fue así como le roció esa agua en sus ojos....y desde este momento el Amor tiene su mirada triste y apagada.....las lágrimas no lo dejan mirar mas allá.....pero esta vez el Amor decidió esperar morir.....no había porque luchar...el Amor volvió a recordar cada letra, cada coma y allí el Dolor le apretaba su mano mas fuerte....

Esta vez el Amor sabia que esta vez no se iba levantar....miraba cada una de las marcas que tenía del pasado....miro hacia al frente....allí estaban todas sus compañeras ya sin vida....ellas eran las que la mantenía en pie....se acerco a cada una y les dio un beso en la mejilla....

Por ultimo se acostó al lado del Dolor y le dijo: "Solo quedamos tu y yo"

Y el Dolor le respondió: "Esperemos que no sea por mucho tiempo"

Desde ese momento....el Dolor es quien cuida la agonía del Amor....

2 dic. 2008

"Si yo hubiera..."

Iba caminando lentamente, casi contando mis pasos, pensando en todo y nada, iba divagando entre planes, deseos, rabias y frustraciones, el atardecer que se abría ante mi demostraba la magnificencia del mundo, pero mis ojos estaban cegados por el arrepentimiento.
Yo no podía hacer mas nada que desearla, que querer tenerla a mi lado. Sin embargo, había sido uno de esos amores prohibidos, uno de esos que te mantienen soñando de día y despierto en las noches, uno de esos que hace que respires con el corazón y no con los pulmones, uno de esos que bloque la mente y juega con ella. Y lo peor era que yo lo sabía. Y lo peor era que no me importaba.
La había visto por primera vez en el borde de un río, recogiendo flores, y me había hechizado su sonrisa, su boca, su pelo, su piel. Me había encantado la manera en la cual sus tersas manos acariciaban las flores y hubiera dado lo que fuera para ser una de esas flores.
Lo recuerdo claramente, estaba paralizado, atontado por lo impactante de su belleza, y no me molestaba, sentía que podía pasar el resto de la eternidad contemplándola. Con un repentino suspiro salí de mi mente y me decidí a hablarle, pero fue entonces que él llego, y la tomó entre sus brazos. El alma se me cayó a los pies y con una ultima esperanza corrí a casa de un amigo en busca, no de consejo, sino mas bien de que me dijera lo que yo deseaba oír, pero la crueldad del destino volvió a hacer presencia, y al oír esas palabras una lagrima se resbalo solitaria por mi mejilla. Nunca en mi vida la palabra "casada" había causado un efecto tan devastador, y jamás lo hará de nuevo. Entonces, en lugar de resignarse, mi mente se negó a aceptar la verdad y solo empeoro mi repentina obsesión por esa mujer. Día tras día y noche tras noche no hacia sino desearla entre mis brazos e imaginar que podíamos estar juntos.Hasta que por fin decidí hacer algo, y admito que no fue la mejor decisión que tome en mi vida. Espere a que anocheciera y caminé hacia su casa sin temor, pues la obsesión guiaba mi cuerpo. Viole la cerradura de su puerta, camine lentamente hacia su cocina, tome el cuchillo más filoso que pude hallar y subí las escaleras hacia su habitación. Allí estaba ella, dormida, tan hermosa como siempre, con su pelo negro y liso sus ojos cerrados que ocultaban un hermoso color negro que hacia juego con sus cabellos. Y su piel tersa y blanca cubierta por una suave bata de lino. Todo esto no hizo sino que el deseo de concluir mi misión aumentara, la quería para mi, y la única manera de lograrlo legítimamente estaba a unos pasos de distancia. Ahí estaba él acostado a su lado. Respiré profundo y comencé a caminar en su dirección, sin embargo, el destino persistía en mi contra y tropecé contra una mesa de noche. Produje un estrépito tan fuerte, que me pareció imposible que ocurriera normalmente. El se levanto rápidamente de la cama, al igual que ella, el miro el cuchillo que yo esgrimía en mi mano y corrió en mi dirección con la clara intención de quitármelo. Sin embargo, el destino tampoco estaba de su parte, y esta vez yo tuve suerte. Clavé el cuchillo en la parte superior de su estomago. El me miro fijamente, y luego a su esposa, mientras intentaba en vano articular la palabra: "corre". En ese momento yo no comprendía del todo lo que estaba haciendo, como ya he dicho, era la obsesión que controlaba mi cuerpo. El hombre cayo de espaldas al suelo, moribundo, y cuando yo me disponía a darle el golpe de gracia, el destino dio la estocada final en mi contra, ella se atravesó entre mi arma y su amado esposo, solo entonces y de la manera mas cruel imaginable entendí el amor que sentían el uno por el otro y entendí que nada de lo que yo hiciera o hubiera hecho hubiera bastado para que ella fuera mía. El golpe que le propine fue mortal, y justo en ese momento, la obsesión me abandono y mi mente fue capaz de controlar sus cinco sentidos, pero también fue capaz de sentir el dolor de lo que había hecho, la tomé entre mis brazos, pero ya nada de vida quedaba en ella. Y mi dolor fue tan grande que la única salida que encontré estaba empuñada en mi mano. Con un movimiento rápido y sin dudarlo ni un segundo deslicé ese cuchillo de un lado a otro de mi cuello. Con mis ultimo retaso de conciencia pedí perdón por lo que había hecho. Sin embargo aun estoy aquí, encadenado a la tierra, condenado día a día a amarla sin poder tenerla, condenado a sentir el dolor. Condenado a pensar simplemente: "si yo hubiera"...

PD:este es una historia que publiqué en mi blog hace un tiempo, espero que les guste, comenten si les gustó o no, para saber. saludos ^^.

El Nuevo Comienzo

Con solo tres magos y dos pendientes por aceptar invitaciones, esto no es que empiece de nuevo, si no que simplemente estamos dejando atras la pereza de escribir... ahi nos leemos.